ANTIMAGNETISMO

Diseño eficaz para relojes antimagnéticos

Casi todos los relojes BALL Watch están equipados con magníficas cajas antimagnéticas fabricadas con materiales férricos de acero inoxidable resistentes a la corrosión Además, el funcionamiento interno del reloj está protegido por una fina cubierta antimagnética de hierro formada por una placa trasera, un anillo que rodea el mecanismo y la esfera. Esta aleación especial, reforzada por la forma de la caja, evita que los campos magnéticos penetren en el mecanismo y alteren la precisión del reloj.

La norma antimagnética

¿Qué significa realmente el término “antimagnético”?  La norma actual define que: Si un reloj mecánico no se detiene tras ser expuesto a un campo magnético de 4.800 A/m y posteriormente no se desvía en más de 30 segundos al día, se puede decir que es “antimagnético”.

Sin lugar a dudas, los relojes antimagnéticos de BALL Watch cumplen con creces esta norma. En algunos modelos, la incorporación de una caja interna elaborada en mu-metal proporciona una resistencia antimagnética de hasta 80.000 A/m. El mu-metal es una aleación de níquel, hierro, cobre y molibdeno, dotada de una permeabilidad magnética elevada que le permite atraer y desviar las líneas de los campos magnéticos estáticos o de baja frecuencia.

The BALL Watch website uses cookies. Find out about cookies here. We use cookies to provide you with a great experience and to help our website run effectively. By continuing to browser this site you are agreeing to our use of cookie.